Portada | | Clasificados | Galería de Fotos | Reportajes | Contacto |
 
 
| Lindo videito...
 
Canotaje || 2012-05-14 18:21:44
GRUPO PEPERINA
imprimir comentar enviar leida 272 veces

COMENTARIOS

Hoy parte en un Hércules desde Palomar para abordar el RHA Irizar el equipo de Alfredo Barragán y el vasco Iriberri para realizar distintas actividades en los hielos de la Antártida, navegar en kayak y a vela.
Hoy es el cumpleaños del vasquito, festejará de la mejor manera su aniversario........rumbo a una nueva expedición.
Feliz cumpleaños vasco y adelantadas para Alfredo Barragán.

Desde La Nación
El explorador del Atlantis coloca un lente en la Antártida
Sería excitante imaginarse la siguiente escena: un grupo de hombres en kayaks rodeados de hielo hasta donde alcanza la vista en uno de los puntos más australes del planeta.

Un desafio, sin duda, fuera de lo común, pues nadie osó antes internarse en esas aguas casi heladas con temperaturas extremas en una embarcación de fibra de vidrio de menos de un metro de ancho. Bueno, hasta ahora.

Siete exploradores deportivos argentinos del Centro de Actividades Deportivas, Exploración e Investigación (Cadei) decidieron diseñar con apoyo del Gobierno la expedición Finis Terra, que zarpa mañana de la base del Palomar para abordar el rompehielos Almirante Irízar, en Ushuaia, el 22, rumbo al continente blanco. La misión: documentar la Antártida mediante intervenciones de kayakismo en el paralelo 78°, buceo y montañismo. Siempre y cuando las condiciones ambientales lo permitan, claro.

El experimentado Alfredo Barragán, que en 1984 cruzó el océano en la balsa de troncos Atlantis, entre otras hazañas, capitaneará al grupo de seis hombres que recogerá material fílmico y fotográfico, imposible de recabar por otros medios, para aportar a la Dirección Nacional del Antártico.

El rompehielos viajará, como todos los años, para llevar provisiones a las bases argentinas en el territorio austral, donde el país tiene presencia constante desde principios del siglo pasado. La travesía ocupará 35 días, recorrerá unos 8000 kilómetros y realizará escalas en seis bases.

"Nunca se puso un kayak en el paralelo 78°. No hemos estado en la Antártida, pero siempre tuve mis ojos puestos en esa región mágica, legendaria y épica", sostuvo el explorador.

Por ejemplo, cuando Barragán tuvo en sus "ojos" el Aconcagua, hizo cinco intentos de hacer cumbre -hasta realizó transfusiones de sangre en la cima y trasmisiones de radio-, también ascendió al Kilimanjaro (una de las mayores alturas del mundo); cruzó en kayak el Mar de las Antillas, los Andes en globo y, con su expedición Atlantis, demostró que los africanos pudieron haber llegado a América 3000 años antes que Cristóbal Colón. Para este hombre de 57 años (cumplirá 58 en la Antártida), vecino de Dolores, provincia de Buenos Aires, los "imposibles" prácticamente no existen.

"Estamos muy ilusionados porque dicen que es un territorio que enamora al que lo conoce y espero que nos ocurra lo mismo", confesó. La Antártida es por lejos el continente más extremo: tiene la mayor altura promedio sobre el nivel del mar, es el más seco -todo lo que es humedad está congelada- y no existe ni siquiera un resfrío porque las bacterias no aguantan las inclemencias del clima. Los exploradores y deportistas del equipo de la expedición Finis Terra tienen entre 47 y 60 años: "Somos pibes de cincuenta sin condicionamientos porque somos muy activos físicamente", aclara Barragán.

Esta experiencia deportiva que, según reitera Barragán, podrá concretarse si las condiciones lo permiten, se realiza en el marco del Año Polar y cuenta con el apoyo de la Dirección Nacional del Antártico. "Estas acciones documentales también son una forma de sensibilizar a la población sobre la realidad antártica, su ecosistema y su incidencia en todo el planeta", expresó el deportista que hace años acuñó aquella frase "que el hombre sepa que el hombre puede". Fundó, además, Cadei, una entidad deportiva sin fines de lucro que no acepta ningún sponsor comercial. "Vinimos al deporte a poner, nunca a sacar", explicó al respecto.

-¿Qué esperan encontrar en cada una de sus intervenciones en la Antártida?

-Cuando acampamos en un glaciar es porque de ese glaciar hay algo que decir. No somos aventureros que van al mar a ver qué pasa.

-¿Alguna vez vivió momentos de zozobra en sus expediciones?

-He tenido momentos de zozobra como cualquiera que viaja a Mar del Plata. Siempre digo que si Barragán puede, cualquiera puede, porque las cosas no son imposibles, sino sólo difíciles.

Por Franco Varise
De la Redacción de LA NACION

imprimir comentar enviar leida 272 veces
Comentarios
Noticia sponsorizada por
 
 
Concepto :: soluciones inteligentes